< volver

Si no quieres ponerte malo, ¡no mires el móvil cuando comes!

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 10 de mayo de 2019

Alimerka

 

¿Eres de los que no se separa del móvil ni para ir al baño? Cuando acabes de leer nuestra entrada de hoy, puede que te lo pienses dos veces antes de echarle mano cuando vas a comer. ¡Incluso puede que empieces a mirarlo con otros ojos! Y es que nuestro teléfono puede albergar mucha más vida de la que apreciamos a simple vista: según los expertos, puede contener hasta seis tipos diferentes de bacterias responsables de causar infecciones de diverso tipo. ¿Quieres saber más? Pues acompáñanos porque te lo contamos en La Cocina de Alimerka.

Transmisión de microorganismos a través de pantallas móviles

Si te dijéramos que la última gripe que has tenido ha sido por culpa de tu móvil, probablemente pensarías que nos ha sentado mal el desayuno. Sin embargo, la Asociación de Microbiología y Salud(AMYS) indica que enfermedades como la faringitis, neumonía o enfermedades intestinales pueden provenir de las bacterias de nuestros teléfonos móviles, ya que éstos ayudan a propagarse más fácilmente a las bacterias responsables de estas enfermedades.

¿Cómo llegan los microorganismos a nuestros teléfonos?

Lo ponemos en contacto con nuestra cara y orejas, lo dejamos encima de cualquier superficie, lo metemos en el bolsillo, o lo abandonamos a su suerte en inmensos bolsos repletos de objetos que, a su vez, ya cuentan con sus propias bacterias. Por si fuera poco, su superficie irregular facilita aún más las cosas ya que el calor que desprende, junto a restos minúsculos de sudor, puede generar las condiciones ideales para el desarrollo de microorganismos.

Lavarse las manos y desinfectar el móvil para reducir riesgos

Según los expertos, si existe una medida eficaz para prevenir la propagación de microorganismos, es la de lavarse las manos con agua y jamón. De esta forma, si estamos comiendo, es mejor evitar manipular el móvil. Además, también recalcan la importancia de mantener una higiene adecuada de nuestro dispositivo móvil para reducir riesgos innecesarios. ¿Cómo hacerlo sin dañar tu móvil? Consulta las instrucciones y si no te queda claro cómo “acicalarlo”, en el mercado encontrarás gran cantidad de productos diseñados para desinfectarlos.

Seguir una serie de pequeñas prácticas seguras, como el lavado de manos y la adecuada desinfección de nuestro teléfono, son las medidas más importantes para evitar la transmisión de enfermedades infecciosas, sobre todo en colectivos vulnerables como niños, ancianos, embarazadas o enfermos.

Así es que la próxima vez que vayas a comer, no te olvides lavarte las manos y ¡deja de lado el móvil! ¿Podrás conseguirlo?

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)