< volver

Siete alimentos para ayudarte con el colesterol

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 22 de enero de 2016

Alimentos para ayudarte con el colesterol


Tener el colesterol elevado no necesariamente es sinónimo de comer mal, pero en no pocas ocasiones los hábitos alimentarios son los que determinan su aparición. También hay casos en los que a pesar de comer de manera equilibrada, resulta difícil mantenerlo a raya. Garantizar alimentos de calidad que incluyan grasas saludables, fibra o antioxidantes, son algunas de las recomendaciones para conseguirlo. Si quieres conocer qué alimentos pueden ayudarte a controlarlo o prevenirlo, te lo contamos en La Cocina de Alimerka.

¡Para un corazón sano, frutos secos a diario! Nueces, avellanas o almendras son el complemento ideal para cuidar tu corazón. Estos son ricos en arginina, un aminoácido que parece estar relacionado con la  prevención en la acumulación de sustancias nocivas en las paredes vasculares y son ricos en ácidos grasos omega-3. ¡Así que ya sabes¡ toma un puñadito de frutos secos a diario.

Fruta, ¡mejor si es fresca! Manzanas, cítricos o frutos rojos son algunas de las frutas que tienen un amplio beneficio para esta afección y su prevención. Por su contenido en fibra y sustancias antioxidantes, ayuda a regular los niveles de colesterol y nos protege de las enfermedades crónicas. ¡Consume tres piezas cada día!

Vegetales, ¡de todos los colores! El consumo habitual de vegetales, de dos a tres raciones al día se relaciona con un menor número de problemas cardiovasculares.  Por su fibra, sustancias antioxidantes y su acción protectora frente a daños vasculares, hace que los expertos insistan en que consumamos una cantidad suficiente.  Y si no eres de los que precisamente le encanta la verdura, te animamos a que la pruebes de otra forma,  con esta receta de pasta rellena de espinacas y piñones, ¡deliciosa!

Legumbres, ¡a las menos tres veces a la semana! Garbanzos, lentejas, alubias o guisantes forman parte de este grupo de alimentos tan saludables. Son bajas en grasa y ricas en hidratos de carbono y fibra con capacidad de reducir la absorción de grasas y por tanto los niveles de colesterol.

Cereales, ¡también integrales! Si consumes cereales enteros (arroz, avena, salvado, etc.), estarás aprovechando los efectos beneficiosos de la fibra, uno de ellos, su capacidad de prevenir la enfermedad cardiovascular. Si aún no te has decidido a introducirlos en tu cocina, busca entre nuestras recetas y ¡elabora platos deliciosos!

Pescado, ¡con grasas de alta de calidad! Algunos pescados blancos como el bacalao  o la merluza cuentan en su composición con ácidos grasos omega-3, si bien es cierto, que son los pescados azules como el bonito, atún o salmón, son los que más cantidad de esta grasa cardiosaludable presentan. Recuerda consumirlos con frecuencia y varía entre azul y blanco.

Aceites, ¡elígelos vegetales! Aceite de oliva o girasol son algunos de los aceites que sustituyen otros menos saludables, como el de coco y palma, que aún siendo su origen vegetal, actúan en nuestro organismo como grasas saturadas. 

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)