< volver

Siete beneficios del consumo habitual de cítricos

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 20 de enero de 2016

Cítricos

 

Son nuestros grandes aliados este invierno, y es que sobre ellos se dice que tienen la capacidad de evitar los catarros y resfriados y aunque esto no parece ser cierto, lo que sí es cierto, es que el consumo regular de estas frutas ofrece amplios beneficios para nuestra salud, entre ellos el de fortalecer a nuestro sistema inmune. Os hablamos de los cítricos: naranjas, mandarinas o pomelo son ricas en sustancias antioxidantes, con propiedades antiinflamatorias y alto contenido en agua, por lo que no deberían faltar en nuestra dieta. Si quieres saber más sobre ellos, ¡quédate! y te lo contamos en la Cocina de Alimerka.

Son una de las frutas con mayor contenido en vitamina C. Para que os hagáis una idea, consumiendo tan solo un cítrico al día podemos llegar a cubrir casi la totalidad diaria recomendada de esta vitamina. Además, es necesaria para producir colágeno, mantener en plena forma el sistema inmune o la absorción de hierro. ¡Tómalo para empezar el día a tope de vitamina C!

¡Evita oxidarte! Por su alto contenido en sustancias antioxidantes el consumo habitual de naranjas, limones, mandarinas, pomelos o limas favorece la protección frente al desarrollo de enfermedades crónicas o degenerativas. ¡Úsalos como prefieras y consúmelos en ensalada, con carne, o en postres!

• Con alto contenido en provitamina A. Esta vitamina es esencial para la salud ocular y prevenir ciertas enfermedades como las cardiovasculares. También es necesaria para el desarrollo y mantenimiento adecuado de dientes, huesos y mucosas y piel. ¡Para que esta no se destruya, consume los cítricos en su forma fresca! ¡Prueba este batido!

Cuida tu sistema cardiovascular. Por su contenido en ácido fólico, los cítricos te ayudan a prevenir enfermedades cardiovasculares y parece que algunos tipos de cáncer. Para conseguir una cantidad suficiente, consume junto con verduras de hoja verde, una o dos piezas de cítricos al día y ¡cuida de tu sistema cardiovascular!

Equilibra la flora intestinal. El contenido en fibra de los cítricos no es nada despreciable, (casi 2 g en 100 g), por ello su consumo nos ayuda a mantener un ritmo intestinal regular, evita el estreñimiento y mantiene el equilibrio de la flora intestinal.

Mejora el funcionamiento de los vasos sanguíneos. Los citroflavonoides presentes en la piel de los cítricos, concretamente en su parte blanca, poseen efectos positivos en los vasos sanguíneos, mejorando su resistencia. Así que si quieres beneficiarte de sus ventajas, ¡emplea también esta parte de los cítricos! Para ello, ¡puedes confitar su piel!

Previene problemas oculares. Dado que los cítricos son ricos en carotenoides presentes en la retina y le cristalino del ojo, estos son necesarios para preservar una adecuada salud ocular y su consumo se asocia con un menor riesgo de cataratas y degeneración macular.

Y tú, ¿consumes cítricos diariamente?
 

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)