< volver

Vitaminas B: las aliadas para alimentar nuestro estado de ánimo

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 30 de abril de 2020

Alimerka

 

¿Bajo de energía? ¿El desánimo y la apatía parecen querer apoderarse de ti? Puede que necesites prestar atención a los alimentos que pones en tu plato. Y es que lo que comemos afecta a nuestro estado de ánimo y no comer todo lo bien que deberíamos, puede acarrear carencias nutricionales que hacen que nos sintamos sin fuerzas y bajos de moral. ¿Nuestras aliadas para levantar los ánimos? Las vitaminas del grupo B.

Alimenta la actitud positiva
Ver el vaso medio lleno o medio vacío, no solo es cuestión de actitud. También de hábitos de alimentación saludable. Así que si lo que necesitas es levantar el ánimo, necesitas alimentos ricos en vitaminas del grupo B. ¿La razón? Estos nutrientes son un chute de positividad al alimentar a tu cerebro a través de la producción de sustancias químicas que promueven el bienestar emocional. Y las principales implicadas son las vitaminas B1, B6, B12 y el ácido fólico o vitamina B9. Todas ellas relacionadas con el adecuado funcionamiento del sistema nervioso central y que parecen tener una influencia sobre el estado de ánimo positivo. Así es que un consumo adecuado de estas vitaminas puede ayudarte a tener una visión más optimista.
¿Sabes dónde encontrarlas?

  • Legumbres. Estas pequeñas semillas son todo un tesoro nutricional. Además de su alto aporte de vitaminas del grupo B, son fuente de fibra y hierro, ambos esenciales para evitar la fatiga y recargarnos de energía.
  • Cereales de grano entero. Los alimentos integrales están de moda y el motivo son sus beneficios para la salud. Además de ser altamente saciantes, su fibra ayuda a regular nuestra flora intestinal, ligada a algunos estados emocionales indeseados como la depresión o ansiedad. Así es que siempre que puedas opta por las alternativas integrales.
  • Carnes y pescados. Ambos grupos de alimentos son fuente de vitamina B12. Una vitamina esencial para el cerebro y cuyo déficit puede dar como resultado problemas en nuestro sistema nervioso. Además, ayuda a combatir el cansancio y la fatiga que pueden hacernos sentir más bajos de ánimo. ¿Por cuáles optar? En el caso de la carne, es mejor elegir carnes magras de pollo, conejo o pavo y si prefieres pescado, opta por el pescado azul, además de vitamina B12, te aporta ácidos grasos omega-3 relacionados con el adecuado funcionamiento del sistema nervioso.
  • Huevos. ¿Sabías que no es necesario limitar el consumo de huevos en personas sanas? Según diferentes estudios el consumo de un huevo al día en personas sanas no supone ningún riesgo para la salud y puede suponer un plus nutricional para completar la dieta con gran cantidad vitaminas del grupo B.
  • Germen de trigo. Fuente de fibra y proteínas vegetales, el germen de trigo es un suplemento nutricional natural rico en vitaminas del grupo B. Agrégalo en panes caseros, galletas, bizcochos e incluso sopas o purés. ¡Estarás sumando positividad en tus platos!
  • Verduras de hoja verde. Son fuente indiscutible de ácido fólico. Una vitamina cuyo déficit puede afectar al sueño y producir cambios del carácter. Encuéntralo la lechuga, repollo, espinacas, acelgas, coles de Bruselas y otras verduras de hoja verde.
  • Frutos secos y semillas. Un chute de positividad en toda regla. Suma un puñadito a diario y enriquece tu dieta con vitaminas B y sustancias antioxidantes como la vitamina E.

Si, además, practicas ejercicio físico a diario y dedicas al menos diez minutos al día a la meditación/relajación, sin duda notarás los resultados. ¿A qué esperas para empezar a ver el vaso medio lleno? ¡Es el momento!
 

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)