< volver

Calzone Alimerka: con tomates asados, queso de cabra, bonito y guisantes.

Por Cefe, 6 de abril de 2013

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Calzone Alimerka

Aunque para elaborar una calzone prácticamente necesitamos seguir los mismos pasos que para hacer un pizza, hay una diferencia fundamental entre ellas. Si los ingredientes en la pizza quedan tostados, en la calzone, al hacerse en el interior de la masa, quedarán más jugosos. Os invito a probar con el paso a paso. 

CALORÍAS POR RACIÓN: 525 calorías.

TIEMPO DE ELABORACIÓN:
1 hora

INGREDIENTES para 4 personas / tamaño familiar.

Para la masa:

500 grs. de harina
20 grs. de levadura prensada de venta en la panadería de Alimerka
300 ml. de agua tibia
2 cucharadas de aceite virgen extra
1 pizca de sal
1 huevo

Para el relleno:
2 tomates Asturiano Sabrosona cortados en rodajas
1 rulo de queso de cabra
1 lata de guisantes pequeña
2 latas de bonito
5 cucharadas de salsa de tomate
Orégano

Compra estos ingredientes en Alimerkaonline.es >

ELABORACIÓN:

Empezamos con el amasado.

Utilizaremos un recipiente grande para hacer la masa. En primer lugar, diluimos la levadura con un poco de agua tibia, añadimos una pizca de sal, el chorrito de aceite para conseguir una masa más elástica y, por último, añadimos la harina.

Vamos amasando y añadiendo agua según se necesite hasta conseguir una masa homogénea. Sabremos que está hecha cuando la masa no se pegue a los dedos.

La dejamos reposar tapada con un trapo húmedo, aproximadamente media hora, para que fermente. Una vez pasado este tiempo, espolvoreamos un poco de harina sobre la mesa de trabajo y estiramos hasta que la masa tenga un centímetro de grosor. Tenemos que conseguir que sea lo suficientemente larga para poder introducir los ingredientes dentro y taparla.

Aquí está la clave de la calzone. Ahora, preparamos los ingredientes para el relleno: el bonito desmenuzado, los guisantes y los tomates y el queso de cabra cortados en rodajas.

Primero untamos la base con la salsa de tomate y luego colocamos los ingredientes.

Cerramos la calzone como si fuera un libro y pintamos con huevo batido para darle un aspecto dorado.

Introducimos en el horno, calentado previamente a 200º y dejamos durante unos 20 minutos aproximadamente. Con esto, ya tendremos nuestra calzone lista para disfrutar. Una textura y jugosidad diferente a la pizza, pero igualmente deliciosa.

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)