< volver

Galletas de manzana caramelizada a la sidra

Por Reyes, 13 de abril de 2016

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Galletas de manzana caramelizada a la sidra


¡Qué deliciosas están estas galletas! Crujientes por fuera, súper tiernas por dentro y con irresistibles trocitos de manzana caramelizada a la sidra que las hacen simplemente deliciosas y con un toque muy nuestro. Y además llevan avellana, que creo que sin duda que es una de las mejores parejas de la manzana. Vamos a elaborarlas con harina integral para aprovecharnos de todos sus beneficios, y muy en especial de su fibra. ¡Ya veréis como encantan a toda la familia! ¡Y encima son muy fáciles de hacer! ¡Vamos allá!

DIFICULTAD: Muy fácil

TIEMPO: 25 minutos + reposo + horneado

INGREDIENTES para unas 20 galletas: 

  • 200 g de mantequilla a temperatura ambiente + 1 cucharada para la manzana
  • 75 g de azúcar moreno y una cucharada más para la manzana
  • 75 g de azúcar blanca
  • Las semillas de una vaina de vainilla
  • 250 g de harina integral
  • ½ cucharadita de sal
  • ½ cucharadita de bicarbonato
  • 1 cucharadita de canela en polvo
  • 1 manzana 
  • 1 chorrito de sidra, aproximadamente dos o tres cucharadas soperas
  • 125 g de avellanas


ELABORACIÓN: 

1. Vamos a comenzar caramelizando las manzanas, para ellos las cortamos en trocitos pequeños, descartando el corazón y las ponemos en una sartén con una cucharada de mantequilla, la cucharada de azúcar moreno y la cucharadita de canela y cocinamos a fuego lento para que vaya ablandándose poco a poco. Cuando esté tierna y caramelizada, más o menos al cabo de 15 minutos, subimos el fuego a tope y añadimos la sidra y dejamos que reduzca para que se evapore el alcohol, más o menos durante un par de minutos, o hasta que prácticamente se haya consumido el líquido (debe quedar como una salsita gorda y espesa pero no líquida) Dejamos enfriar mientras hacemos las galletas.

2. En un bol, batimos muy bien la mantequilla con el azúcar y la vainilla, ayudándonos si puede ser con unas varillas eléctricas o un robot para meter bastante aire en la mezcla y que la mantequilla se quede muy esponjosa, aunque se puede hacer perfectamente a mano con un poquito de paciencia.

3. Ahora añadimos la harina, el bicarbonato y la sal y mezclamos todo bien con una espátula. Añadimos la manzana caramelizada y las avellanas, que habremos picado o triturado un poquito previamente, para que estén en trocitos bien pequeños y mezclamos todo bien.

4. Dejamos reposar la masa media hora en la nevera.

5. Precalentamos el horno a 190ºC.

6. Sobre la bandeja de horno forrada con papel vegetal vamos colocando las galletas, que iremos formando con las manos o bien dos cucharas o una cuchara para helados. Las colocamos separadas entre sí porque van a crecer algo en el horno.

7. Horneamos unos 8-10 minutos, hasta que estén ligeramente doradas.

8. Dejamos enfriar en la bandeja del horno unos cinco minutos y pasamos a una rejilla para que se enfríen por completo.