< volver

Roscos de vino veganos (y sin gluten)

Por Reyes, 7 de diciembre de 2016

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Roscos de vino veganos (y sin gluten)


¡Qué poquito falta para Navidad! Y lo mejor para ir calentando motores es hacer una deliciosa receta navideña como estos riquísimos roscos de vino veganos, que cuando están en el horno inundan toda la casa con un aroma mágico difícil de superar. ¡Son exquisitos! Son muy fáciles de preparar y al no llevar ningún ingrediente derivado animal no contienen lactosa ni huevo y tampoco gluten, pues he adaptado la receta para que la pueda disfrutar toda la familia. 

DIFICULTAD: Muy fácil

TIEMPO: 20 minutos + reposo + horneado

INGREDIENTES para unos 20 roscos: 

  • 250 g de mix sin gluten
  • 25 g de almendra molida
  • 60 ml de aceite de oliva
  • 100 ml de vino blanco tipo moscatel
  • 2 cucharadas de leche de almendras
  • La ralladura fina de un limón pequeño
  • ½ cucharadita de canela en polvo
  • 80 g de azúcar
  • Azúcar glas para decorar


ELABORACIÓN:

1. Vamos a comenzar tostando el preparado sin gluten en la sartén junto con la almendra molida, removiendo constantemente para que no se nos queme, hasta que tenga un bonito color arena. Dejamos enfriar.

2. Ponemos el preparado sin gluten y la almendra molida en un bol y le añadimos el azúcar y la canela y removemos bien. 

3. Añadimos ahora el aceite de oliva, el vino, la leche de almendras y la ralladura de limón y formamos una masa que ha de ser manejable. En este momento podemos rectificar, si la masa está demasiado húmeda podemos añadir un poquito de mix sin gluten (no hace falta tostarlo) y si en cambio está muy seca y se cuartea en exceso podemos añadir un poquito de leche vegetal, siempre de cucharadita en cucharadita, para no pasarnos.

4. Envolvemos la masa en papel film y la dejamos reposar en la nevera durante una hora.

5. Precalentamos el horno a 160ºC.
 
6. Estiramos la masa con la ayuda de un rodillo entre dos hojas de papel vegetal y la dejamos más o menos de un dedo de grosor. Con la ayuda de un cortapastas redondo vamos cortando círculos de la masa y con la ayuda de un descorazonador de manzanas o un cortapastas más pequeño le vamos haciendo un agujero en el medio. Yo utilicé un cortador de donuts y por eso me quedó tan grande el agujero y aproveché para hornear los rellenos de los agujeros como si fuesen pastas redondas.
 
7. Vamos colocando los roscos en una bandeja de horno forrada con papel vegetal y horneamos durante 13 minutos, hasta que se hayan dorado muy ligeramente.
 
8. Dejamos enfriar unos minutos en la bandeja del horno y luego los pasamos a una rejilla para que se enfríen por completo.
 
9. Espolvoreamos con azúcar glas una vez que estén fríos.

Sugerencia de la Cocina de Alimerka: 

Podéis variar el tipo de vino para obtener resultados diferentes, por ejemplo cambiarlo por un jerez. Sin duda es una receta deliciosa, espero que os animéis muy pronto a probarla. Podéis conservar sin ningún problema durante bastantes días vuestros roscos en un recipiente hermético forrado con papel vegetal.