< volver

Sopas de miel

Por Reyes, 12 de febrero de 2021

Añade esta receta a tu lista de favoritos


Como cada año por Carnaval, me gusta hacer un viaje gastronómico a las recetas típicas de las diferentes regiones de nuestro país, así como de ciudades de otros países para poder darle un toque festivo a nuestra mesa en estas fechas tan divertidas. Hoy viajamos hasta Canarias, concretamente hasta la isla de La Palma para degustar esta maravillosa receta llamada Sopas de Miel. Tiene su origen en el aprovechamiento de los sobrantes de miel de caña que se daban en las plantaciones de caña de azúcar durante los días previos al comienzo de la cuaresma (fechas que coinciden con el Carnaval) y que se remontan al siglo XVI. Los sobrantes de la miel, a los que se les conocía como espumarajes eran aprovechados por los obreros para ensopar pan duro y así surgió esta humilde y deliciosa receta que se sigue disfrutando hoy en día en la isla.

Dificultad: muy fácil

Tiempo: 15 minutos

Ingredientes: para 4 personas

  • 250 ml de miel de calidad (la de La Puela es deliciosa, puedes encontrarla en nuestro supermercado)
  • 6 - 8 rebanadas grandes de pan duro, yo utilicé la hogaza rústica de nuestra panadería
  • 1 palito de canela
  • La corteza de un limón
  • 1 cucharadita de anís en grano
  • 100 g de almendra marcona, picada 


Elaboración:

  • Comenzamos poniendo en un cazo la miel junto con 100 ml de agua, el palito de canela, la corteza del limón y el anís. Cocinamos lentamente hasta que comience a hervir y en ese momento bajamos el fuego al mínimo y dejamos que hierva unos cinco minutos, para que se infusionen bien los sabores. Retiramos del fuego y añadimos la almendra picada, dejando una poca reservada para decorar, y sumergimos el pan, que habremos cortado previamente en pedazos grandes. Lo dejamos remojando unos segundos por cada cara, de manera que se empape muy bien con la mezcla, dependiendo de la dureza del pan, necesitaremos más o menos tiempo de remojo. Vamos colocando los pedazos de pan en un plato o fuente y cuando estén le añadimos todo el líquido sobrante por encima, retirando la corteza de limón y el palo de canela previamente.
  • Servimos decorado con un poco más de almendra.

 

Sugerencia de La Cocina de Alimerka:

Si puedes conseguir miel de caña puedes utilizarla para seguir la receta original, le dará un sabor más tostado a la receta.

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)