< volver

10 consejos para ahorrar en la lista de la compra

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 27 de marzo de 2015

sobras

Ir a comprar con prisa, sin una previa organización o antes de comer, puede pasar factura a nuestro bolsillo, ya que en muchas ocasiones compramos compulsivamente o motivados por el hambre o las ansias de llegar a casa. ¿A quién lo le ha pasado alguna vez? Llenar la cesta de la compra, es necesario, pero debemos dedicarle tiempo y un mínimo de organización, así, podremos evitar que se nos vaya la mano y ahorrar dinero y algún que otro susto al pasar por la caja. Desde la Cocina de Alimerka te damos algunos consejos para ayudarte ahorrar en tu cesta de la compra.

1. Organiza los menús.

El primer paso antes de ir a comprar, será organizar lo que vamos a comer durante la semana y establecer los menús. De este modo, utilizaremos todos los productos que compremos, sin riesgo a que se nos estropeen. ¡Anótalo y síguelo a lo largo de la semana!

2. Establece raciones equilibradas y adecuadas.

Calcular la cantidad de alimentos que serviremos a cada miembro de nuestra familia, evitando el exceso en las raciones. Esto nos ayudará a economizar nuestra compra, comprando solo lo que necesitamos y evitar tirar comida. ¡Sirve raciones adecuadas!

3. Revisa la despensa.

No es nada raro, que cuando llegamos de la compra y nos ponemos a colocar los productos, nos demos cuenta de que hemos comprado productos que ya teníamos. Para evitar esto, antes de realizar la lista de la compra revisa la despensa. ¡Sólo te llevará unos minutos!

4. Haz la lista de la compra.

Ten siempre a mano una libreta para anotar lo que se nos vaya agotando durante la semana y lo que necesitaremos para los menús semanales. De esta manera evitaremos comprar alimentos no necesarios. ¡Colócala en un sitio de fácil acceso para no olvidar anotar nada!

5. Organiza la lista de la compra.

Para garantizar que no te dejas ningún producto de los anotados, organiza la lista de la compra por grupos de alimentos y su estado, por ejemplo, fresco, refrigerado o congelado. De este modo, además, garantizaras mantener la cadena de frio de los alimentos, aumentado su vida útil y propiedades. ¡Compra siempre al final los alimentos congelados!

6. Establece un presupuesto.

Antes de ir a comprar es necesario establecer un presupuesto para la compra e intentar desviarse lo menos posible de lo establecido. Esto nos ayudará a no comprar lo que no necesitamos o superfluos. ¡No te pases!

7. Marcas Blancas.

Emplea las marcas blancas, son productos que a un precio más asequible ofrecen una buena calidad. Asegúrate de leer su etiquetado para verificar que cumple con tus necesidades y los de tu familia.

8. Ofertas, cupones descuento, tarjetas fidelidad.

Antes de ir a la compra, revisa los folletos de ofertas, utiliza las tarjetas de fidelidad que suelen ofrecer a sus clientes, para aprovecharte de descuentos o puntos y revisa los cupones descuento que en muchas ocasiones suelen ofrecer. Recuerda, ¡utilízalos cuando necesites realmente el producto, no por las ofertas en sí!

9. Evita alimentos que no estén en la lista de compra.

Seguramente en alguna ocasión hemos llegado a la caja y al pararnos a hacer una valoración global de nuestro carro, nos damos cuenta de que hemos introducido más alimentos de los que teníamos previsto inicialmente. Por ello, seguir la lista de compra y ceñirse a ella, es un buen método para ahorrar y evitar algún que otro susto.

10. No vayas al supermercado con prisa o hambre.

No dejes el momento de la compra para el último momento y última hora, ya que puede convertirse en un momento estresante y motivo de enfado, en el que con toda probabilidad no hagamos las cosas como las teníamos establecidas. Tampoco es recomendable ir con hambre, ya que ceñirnos a lo que hemos puesto en nuestra lista no resultará mucho más difícil. ¡Evita ir con hambre y cansado!
 

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)