< volver

Cinco objetivos nutricionales para un 2021 más saludable

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 23 de diciembre de 2020


¿Ansioso por entrar en 2021 y ver lo que el nuevo año nos depara? ¿Y si entras ya con tu propuesta de mejora para cuidar de tu salud? Si algo nos ha enseñado este 2020 es que cuidar de nuestra salud tiene gran relevancia a la hora de enfrentar las enfermedades, y aunque la alimentación no cura, sí que nos ayuda a combatirlas de manera más eficiente. Así es que en 2021 invierte en salud, fíjate un objetivo saludable e intenta conseguirlo. ¡Nosotros te damos algunas ideas para cuidarte este próximo año!

 

Cuidarte está en tus manos

Reducir azúcares, comer grasas de mejor calidad, desayunar más sano, incluir fruta en tus comidas, aumentar la ingesta de alimentos vegetales…. ¿tienes ya tu plan de mejora nutricional para 2021 en marcha? ¡Saca boli y papel y analiza tus hábitos alimentarios! Busca aquellos puntos que puedes mejorar o desempolva tu lista de mejoras pendientes y ponte manos a la obra. ¿Por dónde empezar? Por objetivos fáciles y asumibles en tu día a día. Nosotros te proponemos cinco por si te sirve de ayuda:

1. ¡Empieza el día comiendo fruta! Proponte mejorar tus desayunos. Elimina azúcares y grasas de mala calidad y a cambio sustitúyelo por fruta y alimentos saciantes como cereales integrales (avena), lácteos (yogur o queso), proteínas (huevo o salmón ahumado) y grasas de las buenas (crema de cacahuete o aguacate).

2. ¡Suma más verdura a tu dieta! Si no pruebas la verdura, vete poco a poco. Por ejemplo, fija dos días a la semana e introduce las verduras que más te agraden en tus menús. Una vez que hayas conseguido este hábito vete aumentado los días y recetas en las que uses vegetales. Y recuerda que para comer vegetales no es necesario ser vegano, es posible combinar alimentos vegetales y animales y conseguir platos sanos y de lo más apetecibles. Y si no mira esta receta salteado mar y montaña de tofu.

3. Incluye más alimentos integrales. Pan blanco e integral, arroz y arroz integral, pasta integral con recetas de toda la vida, avena cocida para desayunar, bizcochos elaborados con harina integral. Incluir más alimentos integrales en tu dieta, es una cuestión de aprender a combinar alimentos refinados con aquellos que mantienen su grano entero.

4. Reduce la ingesta de azúcares añadidos. Son una trampa para nuestro cerebro. Y es que comer alimentos azucarados es una forma de recompensa emocional a corto plazo muy difícil de combatir, pero no imposible. Así que, si eres de los que después de comer o cenar necesita comer algo dulce para obtener su pequeño momento de placer, elige una sola comida en la que te darás el capricho e intenta no comer estos alimentos a todas horas. Por ejemplo, si te gusta el chocolate, fíjate como objetivo comerte una o dos onzas en la comida y no probar más dulces en todo el día. Hacerlo te ayuda controlar la ingesta y ¡sentirte bien contigo mismo!

5. Practica ejercicio físico y relaja la mente. Cuidar el cuerpo va unido de mimar la mente y ser más amables con nosotros mismos. Por eso acompañar tus mejoras nutricionales con la práctica regular de ejercicio y la meditación para combatir el estrés son dos herramientas de lo más rentables para mejorar tu bienestar. Busca un calendario y fija los días que harás deporte y los que harás meditación y vete tachando tus objetivos ¡una vez que los haya cumplido!

¡Este 2021 invierte en tu salud! Déjanos en comentarios cuál será tu objetivo saludable para 2021, ¡queremos conocerlo!

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)