< volver

Vitamina D, ¿beneficiosa sólo para los huesos?

Por Equipo de nutrición de Alimerka, 16 de mayo de 2016

vitamina D

 

Conocida por su importancia para una adecuada salud ósea, la vitamina D, no solo nos permite tener unos huesos fuertes, sino que puede ayudarnos a prevenir determinadas enfermedades. Es el caso de las dolencias cardiovasculares, la diabetes, e incluso, algunas enfermedades autoinmunes. Con motivo de la celebración el día 17 de mayo del Día Internacional de la Hipertensión, al que desde la Cocina de Alimerka queremos sumarnos, en este post os hablamos de la función de la vitamina D en la prevención cardiovascular. Así que si quieres saber más sobre esta vitamina y dónde puedes encontrarla, ¡acompáñanos y te lo desvelamos!

Vitamina D, hipertensión y salud cardiovascular

La hipertensión arterial no duele y por este motivo es difícil de detectar. Vigilarla de manera frecuente, es importante para prevenir males mayores. Una de sus principales secuelas, si no se trata de manera adecuada, puede ser el daño cardiovascular. ¿Y qué papel desempeña la vitamina D en todo esto? Pues parece que las personas que presentan niveles insuficientes de vitamina D, pueden tener aumentado el riesgo de hipertensión, diabetes tipo 2 y problemas cardiovasculares. Y aunque no se sabe aún qué cantidad de vitamina D es necesaria para prevenirlas, sí podemos asegurar un aporte adecuado de la misma como medida preventiva. Para ello te contamos qué alimentos son fuente de vitamina D y te damos algunas ideas de platos ricos en esta vitamina, para que los pongas en práctica.

Alimentos con vitamina D

Atún y otros pescados grasos. Consúmelos al menos dos veces a la semana y varía entre los diferentes tipos de pescado. Atún, bonito o salmón son algunos de los pescados que cubren fácilmente las recomendaciones diarias para esta vitamina. Y como el atún está en plena temporada, qué mejor que recargarte de vitamina D con esta receta de tataki de atún rojo salvaje de Almadraba con arroz cremoso de aguacate. ¡Simplemente delicioso!

Leche y yogures. Estos alimentos están enriquecidos con vitamina D y por su contenido en calcio, resultan muy interesantes para la salud ósea. Además, en el caso del yogur, parece que su consumo se relaciona no solo con beneficios cardiovasculares, sino también intestinales. ¡Te contamos más en este enlace!

Huevos. Una ración de huevo llega a cubrir el 21 % de las recomendaciones de vitamina D diarias. Además, al contrario de lo que se pensaba hasta no hace mucho, podemos comernos un huevo al día sin ningún problema, siempre y cuando, no existan contraindicaciones y elijas formas de prepararlo con poca grasa.¡ Y aún hay más!, pues el huevo admite múltiples formas de cocinarlo y ¡todas son una estupenda forma de tomar vitamina D! En tortilla, revuelto o con verduras. ¡Cuéntanos cuál es tu preferida!

Y para una mejor utilización de la vitamina D, recuerda que es necesaria la exposición solar, eso sí, ¡hazlo siempre de una manera segura! ¿Aún piensas que la vitamina D es sólo para los huesos?
 

Comentarios (0)

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)