< volver

Caprichos crujientes de Navidad

Por Reyes, 12 de diciembre de 2014

Añade esta receta a tu lista de favoritos
caprichos crujientes de navidad

Estos bocaditos tan crujientes van a hacer las delicias de los más peques de la casa, sobre todo porque podrán disfrutar de un rato muy divertido decorándolos. Están hechos con una deliciosa masa a base de arroz inflado chocolateado y nubes, una combinación clásica americana que también encantará a los no tan pequeños.

TIEMPO: 15 minutos + reposo + decoración

DIFICULTAD: fácil

INGREDIENTES:

  • 150 g de arroz inflado chocolateado
  • 42 g d mantequilla y algo más para engrasar
  • 1 pizca abundante de sal
  • 1/2 cucharadita de aroma de vainilla
  • 285 g de nubes
  • Fondant blanco y colorantes para la decoración
  • Cerezas en almíbar
     

ELABORACIÓN:

  • Comenzamos engrasando muy bien con mantequilla el molde donde vayamos a poner la mezcla (yo recomiendo un molde cuadrado, o ligeramente rectangular, como el que se usa para los brownies) y una cacerola o cazo.
  • Picamos las nubes en trocitos pequeños para que se derritan con facilidad y las derretimos a fuego muy suave junto con los 42 g de mantequilla, el aroma de vainilla y la pizca de sal.
  • Colocamos los cereales en un bol y les añadimos la mezcla, removiendo muy bien todo con una espátula de silicona (podemos engrasarla también previamente). Cuando la mezcla esté bien uniforme la colocamos en el molde y la distribuimos bien con las manos, presionando para que quede bien firme. Dejamos reposar unos 15-20 minutos para que se endurezca la mezcla y ya estará lista para cortar en cuadraditos con un cuchillo afilado.
  • Amasamos el fondant para que se ablande un poquito y esté manejable. Cogemos un poquito que teñiremos de verde con colorante y con el que haremos unas hojas de acebo.
  • Con el resto del fondant blanco cortamos un cuadrado un pelín más grande que cada cuadrado de cereales y lo ponemos por encima, moldeando los bordes para que parezca nieve. Colocamos encima una cereza en almíbar un poco escurrida en papel de cocina y la hoja de acebo y ya tenemos listos nuestros caprichos navideños.

Lo ideal es que guardes los caprichos en un recipiente hermético forrado con papel vegetal, en un lugar fresco y seco, pero nunca en la nevera, porque los cereales se ablandarían y el fondant se humedecería. Espero que os hayan gustado mucho! No os olvidéis de contarme que os parecen si os animáis a probarlos :)

¡Un abrazo!

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)