< volver

Castañas asadas con crema inglesa

Por Reyes, 2 de noviembre de 2015

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Castañas asadas con crema inglesa.


Estamos en pleno otoño y a mi el otoño me sabe y me huele a castañas asadas, a esa sensación de estar paseando por la calle, bien abrigada y que de repente me invada su maravilloso perfume, es algo que adoro. Por eso hoy quiero compartir con vosotros esta receta tan deliciosa de castañas asadas en el horno, sobre una deliciosa base de crema inglesa. La crema inglesa es como nuestra crema pastelera pero mucho más fina y ligera, como si de una sopa espesa o unas natillas finas se tratase. Es sencilla de preparar, así que vamos a ponernos manos a la obra.

DIFICULTAD: Fácil

TIEMPO: 35 minutos

INGREDIENTES para cuatro personas: 

  • 24 castañas
  • ½ litro de leche, mejor si es entera
  • 6 yemas de huevo
  • 120 g de azúcar
  • ½ cucharadita de aroma de vainilla


ELABORACIÓN:

1. Precalentamos el horno a 180 ºC. Hacemos un corte en forma de cruz en cada una de las castañas y las colocamos en la bandeja del horno forrada de papel vegetal. Cuando el horno haya alcanzado los 180ºC, metemos las castañas y las dejamos asándose durante 30 minutos.

2. Mientras tanto vamos preparando la crema inglesa, para ello ponemos la leche con la mitad del azúcar (60 g) y la vainilla en un cazo y lo ponemos a fuego medio para que se vaya disolviendo el azúcar, removiendo de vez en cuando. Cuando llegue a ebullición, retiramos del fuego y tapamos y dejamos infusionar unos 15 minutos, para que a su vez también pierda temperatura.

3. En un bol batimos las yemas con el resto del azúcar y cuando estén bien espumosas vertemos encima la leche, poco a poco y sin dejar de batir.

4. Cuando la hayamos incorporado toda, volvemos a poner la mezcla en el fuego y la ponemos a fuego medio y sin dejar de batir la cocinamos unos cinco minutos, para que espese ligeramente.

5. Servimos la crema templada con las castañas peladas y aun calientes por encima.

Si tenéis un plato de pizza para el horno, de esos que son metálicos y con agujeritos, podéis utilizarlo porque son geniales para asar las castañas, también podéis asarlas en una sartén especial si disponéis de ella. La crema inglesa también puede aromatizarse con piel de naranja o de limón o bien con un palito de canela, sólo tenemos que añadírselo a la leche al principio de la preparación. A mi me gusta disfrutar de este postre templado, pero la crema puede servirse fría también, un poquito a vuestro gusto.

¡Espero que os haya encantado la receta y la pongáis en práctica muy pronto!
 

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)