< volver

Milhojas de limón y pistachos

Por Reyes, 30 de enero de 2017

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Milhojas de limón y pistachos

 

¡Hola amigos! Hoy quiero proponeros esta idea tan sencilla para disfrutar de un postre delicioso en cuestión de minutos. Se trata de unas deliciosas milhojas que alternan capas de crujiente hojaldre con una refrescante crema de yogur al limón con pistachos. Una propuesta sin duda muy rápida y sencilla, ideal para cuando tenemos poco tiempo pero queremos sorprender a nuestros invitados, o simplemente nos apetece disfrutar de una velada especial sin tener que estar muy pendientes de la cocina.

DIFICULTAD: muy fácil

TIEMPO: 15 minutos

INGREDIENTES (para 4 personas):

  • 1 lámina de hojaldre fresco
  • 2 yogures griegos 0% MG
  • el zumo de medio limón
  • la ralladura de 1 limón
  • 2 cucharadas de azúcar y un poco más para el hojaldre
  • 1 buen puñado de pistachos picados
  • frambuesas y coco rallado para decorar
     

ELABORACIÓN

1. Comenzamos precalentando el horno a 190ºC. Extendemos la lámina de hojaldre y cortamos 8 rectángulos iguales. Los colocamos sobre la bandeja de horno forrada con papel vegetal y los espolvoreamos con un poco de azúcar. En cuanto el horno esté listo, horneamos unos minutos hasta que estén dorados. Dejamos enfriar.

2. Mientras tanto vamos preparando la crema, para ello colocamos los yogures en un bol junto con el zumo y la ralladura de limón y también el azúcar y mezclamos todo muy bien hasta que está bien cremoso. Le añadimos los pistachos picados y mezclamos de nuevo.

3. Cuando el hojaldre esté frío montamos las milhojas poniendo un poco de crema sobre el hojaldre y decorando con las frambuesas y un poco de coco rallado.

Sugerencia de la Cocina de Alimerka

Puedes dejar todo preparado con antelación para montar las milhojas justo en el último momento. Dejarlas montadas de antemano no es una buena opción porque el hojaldre podría reblandecerse por efecto de la crema de yogur, por lo que lo mejor es montarlas a última hora. Para ello guarda la crema en la nevera y las láminas de hojaldre ya horneado en un recipiente hermético forrado con papel vegetal. El hojaldre aguantará crujiente de esta manera hasta un par de días.

¡Tenéis que probarlas, son deliciosas!

 

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)