< volver

Te has quedado sin sal… ¡no hay problema!

Por Reyes, 27 de abril de 2020

Añade esta receta a tu lista de favoritos
Alimerka

 

En estos días es posible que nos quedemos sin algún ingrediente básico en nuestra cocina, pero siempre podemos echar mano del ingenio y buscar algún sustituto con el que podamos apañarnos hasta que tengamos que volver a realizar nuestra compra. Hoy quiero darte ideas muy sencillas y resultonas por si te ves en la situación de quedarte sin sal, para que puedas dar sabor a tus platos de forma alternativa con ingredientes sencillos que solemos tener en la despensa. ¡Y aunque ten-gas sal te recomiendo que pruebes estas opciones para dar un toque diferente muy sabroso a tus platos, así también podemos controlar el consumo de sal de una manera deliciosa!

Ingredientes sencillos con los que podemos sustituir la sal en nuestros platos:

  • Limón: prueba a añadir un chorrito de limón a tu plato ya cocinado o bien un poquito de la ralladura de este, le dará un plus de sabor y frescor a tus recetas.
  • Frutos secos salados: cacahuetes, almendras, pistachos, anacardos… si tienes alguno de estos frutos secos en tu despensa y ya vienen salados puedes picar un puñadito y añadírselo por encima a tus platos, les darás un toque de lo más crujiente y delicioso.
  • Aceitunas: unas aceitunas verdes picaditas pueden levantar el sabor de cualquier receta con la ventaja de estar añadiendo además grasa de forma saludable. Quedan bien con cualquier plato que se te ocurra. Encurtidos como pepinillos y cebolletas también te funcionarán genial.
  • Especias: aquí las posibilidades son infinitas, especias potentes de sabor como el ajo en polvo, la cúrcuma, la pimienta o el pimentón le darán muchísimo sabor a tus platos sin necesitar una pizca de sal. Haz tus propias combinaciones, puedes incluso guardarlas ya preparadas en un botecito.
  • Salsa de soja: si tienes salsa de soja en la nevera puedes añadirla en sustitución de la sal en cualquier receta, aportando además ese sabor intenso tan rico y característico que tiene. Calcula una cucharada sopera por persona.
  • Queso: rallando un poquito de una cuña de queso, añadirás un toque salado delicioso, cuanto más curado esté el queso más cantidad de sal contendrá.
  • Anchoas: una latita de anchoas puede servir como base de un sofrito junto con ajo y darle muchísimo sabor a un arroz, pasta, carne o pescado.

Comentarios (0)

Añade esta receta a tu lista de favoritos

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados (*)